Columnistas // 2021-03-27
_
Taty Almeida "Nos han demostrado que la memoria nunca va a desaparecer"


Tras el Día de la Memoria en Argentina, este 24 de marzo se recordó el 45 aniversario de la dictadura genocida que derrocó al gobierno de Isabel Perón. Una jornada marcada por las emociones y atravesada por la pandemia del coronavirus. Por esta razón, las actividades no fueron multitudinarias y se sucedieron durante varios días. Taty Almeida, referente de Madres de Plaza de Mayo Lïnea Fundadora nos cuenta su experiencia en Cuatro Elementos.

La Argentina tiene algunos orgullos que trascienden la nación. La música, embanderados detrás de intérpretes como Mercedes Sosa o compositores como Luis Alberto Spinetta, entre muchos más. Diego Maradona, quien no requiere presentación y nuestras Madres y Abuelas de Plaza de Mayo.

Hoy, vamos a hablar con Taty Almeida, una de las referentes de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora. Y lo hacemos hoy, 25 de marzo, porque ayer fue el Día de la Memoria en la Argentina, donde se recordaron los 45 años del golpe cívico, militar y eclesiástico que padeció el país y donde además de ejercitar la Memoria, los argentinos seguimos afirmando la necesidad de Verdad y Justicia.

Hola Taty, un enorme gusto tenerte con nosotros.

Efectivamente, ayer 24 no ha sido un 24 cualquiera, son 45 años del golpe genocida, el más sangriento que recordamos. Pero vos, fíjate, yo creo que te lo comentaba hace un rato, todavía, y me va a durar no solamente a mí, estoy conmocionada, no solamente físicamente. Ya no tengo voz de la cantidad de entrevistas, y todo, sino emocionalmente, porque ha sido como un estallido esta vez. Recordando a nuestros hijos, recordando a los 30 mil, si vos vieras, en España, en Italia prendieron ese faro que hacía años estaba apagado para recordar a nuestros queridos hijos y, además, si bien como el año pasado, dado esta pandemia que está asolando al mundo y a nosotros también, por supuesto. No hemos llamado, la Mesa de Organismos de Derechos Humanos, los 13 que integramos la Mesa, ustedes vieron que nosotros no llamamos ni a convocar, ni a marchar, porque cuidamos la vida. Pero fue una manera tan creativa, hemos recordado a nuestros hijos, por ejemplo, yo les cuento, eh. La idea de plantar árboles me la dio hace ya pero rato, hace mucho, un ex preso político, David Mazal, gran militante, él me dijo “Taty, ¿qué te parece si para cuando llegue el 24 plantamos 30 mil árboles? Contaselo vos a los otros organismos” y así fue. Lo propuse y para qué, echó raíces y lo lindo de las Abuelas es que agregaron “sembramos memoria” y eso fue, querido. Hemos sembrado memoria, con amor, no con odio. El odio destruye, no construye y lo demostraron a lo largo y a lo ancho del país que se ha sembrado memoria, es conmovedor. Hay que ver a chiquitos que plantaban plantitas, por supuesto ellos preguntan ¿y por qué? Y Ahí está la memoria. ¿Y sabés qué, querido? Vienen a reafirmar esa tranquilidad, que yo digo siempre en mis charlas que tenemos las madres, porque lamentablemente quedamos pocas Madres y Abuelas, pero cuando no estemos, ahí nos han demostrado que la memoria nunca va a desaparecer, por más que haya todavía, estos negacionistas, empezando por Macri y compañía, yo creo que después de lo de ayer, se van a tener que tragar muy bien el negacionismo. Te vuelvo a repetir, ha sido conmovedor, ¿vos viste qué maravilla, por ejemplo, en la Plaza de Mayo d e 8 a 8 y media de la mañana el grupo de apoyo de Madres, la militancia que nos ofreció ese gesto maravilloso, llevando toda la bandera con la foto de nuestros hijos, por supuesto y las levantaron y gritaron “30.000”. Te juro, te lo estoy diciendop y me corre frío, como después el presidente sobre la Casa Rosada, todo lo que pasó, ese zoom que tuvimos con Gustavo Sylvestre desde la Quinta, yo, Charly… En una palabra, han estado y seguirán presentes siempre, querido, siempre. Lo bueno es que como yo también siempre repito, hagamos memoria, recordemos a todos los detenidos desaparecidos antes y después del 76, porque 74, 75 López Rega, Triple A, hay cantidad de desaparecidos, entre ellos, mi hijo Alejandro Martín Almeida. También querido, cuando Mabel Cariaga, la hija de Esther Cariaga, una de las tres madres que en el lapso de las 8, 8:30, también plantó ese árbol ahí en la Pirámide porque ahí estaban las cenizas de Azucena. Pero se recordó, como lo hacemos siempre nosotras, en Azucena a nuestras queridas tres Madres detenidas, desaparecidas, Dios mío, torturadas y tiradas vivas al mar, como la mayoría de nuestros hijos. Azucena Villaflor, Esther Cariaga y Mary Ponce. Por eso, como verás, yo sigo, eh. Todavía sigo conmocionada, pero en buena hora.

Taty Almeida, para todos nuestros amigos de Ecuador y de otros países, los argentinos la reconocemos como una fuerza de la naturaleza, siempre ahí adelante en todas las marchas, en todas las actividades donde es necesaria la presencia de las Madres, ella está allí, junto a sus compañeras, por supuesto, no es ella un personaje que trabaja desde la individualidad, sino que siempre desde lo colectivo. Pensaba en esto que nos decías, plantar los árboles, ayer circularon muchas fotos, muchos videítos, muy lindos, muy conmovedores, pero había una imagen que para mí es muy significativa, no sé a vos qué te parecerá, quien fuera arquero de la selección del 78, Ubaldo Matildo Fillol, sumándose de manera clarísima a esta campaña de hacer memoria, me gustaría que digas algo de eso.

Totalmente, querido, fue maravilloso. ¡Fillol y los clubes de fútbol, ojo! Por eso es que decían el fútbol también tiene memoria. Por eso te digo, ha sido como una explosión, una maravilla. Todo ha recordado y no solamente en Argentina. En España, lo que no han hecho, las embajadas en México, en todos lados, ahí están, sembrando memoria.

Y en un momento como este, me parece que es muy importante esa luz, esa imagen tan fuerte de la Argentina recuperándose después de los 4 años de Macri, luchando para que la democracia vuelva a confirmarse en la Región.

¡Pobre Alberto y Cristina, porque recibieron como bien dijo Tristán Bauer (actual ministro de Cultura de la Argentina) una tierra arrasada después de los 4 años tremendos, deplorables del macrismo! Empezábamos a acomodarnos y llegó este virus tremendo, feroz, ¡pero vamos a salir, eh! ¡Vamos a salir adelante, claro que sí! Todas, todos queremos y defendemos este gobierno nacional y popular, así que espérate que podamos salir a la calle, millones tomaremos las calles y demostraremos a estos anti todo, llenos de odio, lo que es un pueblo en la calle, lo que es un pueblo unido, que jamás será vencido, querido.

Muchísimas gracias, Taty Almeida por brindarnos estos minutitos y, sobre todo, por transmitirnos esa energía y esas ganas revolucionarias de seguir para adelante. Un enorme abrazo.

Gracias a vos, querido. Ustedes con esto también hacen memoria, gracias en nombre de los 30.000. Un abrazo

En Pressenza


/ En la misma sección
/ Columnistas
Nudo Vial: la nueva novela de Marcelo Padilla