Mendoza // 2022-11-17
_
Denuncian maltrato institucional en hogares de la Dirección de Protección de Derechos
La prosecretaria gremial Beatriz Zanini mantuvo un encuentro con autoridades y reclamó que “el Ejecutivo no puede seguir mirando para otro lado, ya que las autoridades están en pleno conocimiento. La directora es profesional de la salud, conoce los riesgos que implica trabajar en estas condiciones. La situación es insostenible”.


Profesionales de la salud de la Dirección General de Protección de Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes atendieron esta mañana a las familias de los niños internados en los hogares de cargo de esta repartición en la puerta de calle Belgrano 1462 de Ciudad, como señal de protesta ante la innumerable lista de reclamos y falencias que padecen: amenazas, maltrato institucional, falta de recurso humano, de movilidad, problemas de infraestructura y ausencia de personal capacitado en los hogares.

Dentro del organismo de la DGP faltan espacios de vinculación; de wifi en un contexto en el que hay muchas tareas que requieren el uso de internet, escasez de escritorios, mesas y sillas.

La Asociación Mendocina de Profesionales de la Salud, AMProS, denunció que los trabajadores han recibido malos tratos y presiones de parte de la licenciada Vanina Barone, titular del organismo. Expresiones como “no te conviene firmar esta nota, voy a ir por tu cabeza, les gusta rascársela”, entre otras, son una constante de parte de la funcionaria, en un contexto en el que psicólogos, trabajadores sociales y otras especialidades, trabajan al límite por los niños en mayor situación de vulnerabilidad de la provincia.

Asimismo, la prosecretaria gremial de AMProS Beatriz Zanini mantuvo un encuentro con autoridades de DGP hace instantes y reclamó que “el Ejecutivo no puede seguir mirando para otro lado, ya que las autoridades están en pleno conocimiento. La directora es profesional de la salud, conoce los riesgos que implica trabajar en estas condiciones. La situación es insostenible”.

A modo de símbolo, una movilidad realizada en cartón puso de manifiesto uno de los problemas más graves, que es la falta de movilidad. Barone señaló que hay 22 autos asignados a esta área, pero lo que no tienen en cuenta es que los utilizan para trasladar a los chicos a turnos médicos, tratamientos, urgencias y a diario a las escuelas a las que concurren. Actualmente 700 chicos de diferentes edades viven internados y hacinados en 35 hogares de la provincia.

Otra de las falencias son los hogares con personal poco capacitado y condiciones de infraestructura paupérrimas, sobre todo en aquellos que albergan niños con discapacidad y trastornos psiquiátricos. Es importante señalar que los montos que se erogan a este personal son bajos, por lo que cuando se dan cuenta de la responsabilidad con la que lidian, renuncian, provocando un constante recambio de personal. 

La licenciada Claudia Iturbe, secretaria general de AMProS, manifestó: “El equipo técnico articula con los efectores de salud o con el microhospital que antes contaba con personal de salud más completo y ahora es muy poco el recurso humano. Se están pagando prestaciones privadas, cuando el 90% de los chicos que están en hogares requieren de tratamiento.

“Pero sin dudas, uno de los problemas más graves es que se ha dado una oleada de dificultades de todos los equipos técnicos de salud mental por el enorme trabajo y presiones que tienen. Ello se ha visto manifestado en licencias psiquiátricas, lo cual encendió alarmas de enorme preocupación para nuestra entidad gremial”.

Sin dudas, los más afectados son los niños, niñas y adolescentes. Y allí radica la preocupación de los profesionales de la salud. “Desempeñan tareas en lugares con hacinamiento extremo, no hay ventilación, no se cumplen reglas de higiene y seguridad. Muchas veces lo hacen en la calle con el grave riesgo que implica trabajar con niños en una arteria tan congestionada como la Belgrano, porque no hay lugar físico para atender a las familias y es una falta de respeto con respecto al secreto profesional”, agregó la licenciada Beatriz Zanini.

Finalmente, estos equipos técnicos piden trabajar personalmente en la conformación de un Manual de Procedimiento con la determinación de tareas y funciones específicas, ya que uno de los conflictos importantes es la falta de coordinadores que sean profesionales de la salud, debido a que en algunos casos son abogados.

Fuente: Prensa AMPROS


/ En la misma sección
/ Mendoza
En Maipú, más de 5000 niños volverán a contar con el apoyo del Municipio para jugar al fútbol
/ Mendoza
“Pido la Palabra” el programa de Maipú que convocó a cientos de jóvenes
/ Mendoza
Tras el alivio de este jueves vuelve el calor: conocé el pronóstico para Mendoza